27 jul. 2009

LOS DESIGNADOS EN EL MUNICIPIO DE CHILECITO ESPERAN UNA RESPUESTA EN ESTA SEMANA.

Como sólo en el departamento Chilecito puede suceder, ya se cumplirán tres semanas que la Municipalidad de Chilecito afronta una crisis institucional - política que se agrava cada día, según Nueva Rioja. Se carece de la conformación sólida de un Gabinete que responda a las necesidades de toda la comunidad y se especula con el desgaste del reclamo de diferentes sectores que exigen el cumplimiento de promesas asumidas durante la campaña electoral de junio pasado. El intendente Lázaro Fonzalida continúa escurriéndose en excusas que hablan de viajes y reuniones para gestionar obras y planes que permitan, según se dice, generar fuentes de trabajo. Lo cierto que hay una comunidad entera que reclama la conducción política efectiva. Algunos grupos requieren de la solución de una situación que parece arribar al caos. Se trata de aquellas personas que fueron designados mediante decreto y que la pasada semana se enteraron que los mismos fueron revocados. Este grupo exige la respuesta del intendente, ya que es él quien prometió trabajo en plena campaña electoral. El pasado viernes, el grupo en cuestión se convocó en el Palacio Municipal, ya que serían recibidos por el jefe comunal. En la oportunidad los acompañó el diputado provincial Julio Pedroza, quien fue el que advirtió acerca de la jugada política fonzalidista y el que dio la cara con explicaciones precisas acerca de la improlijidad de los decretos. Tal como se esperaba, el intendente Fonzalida brilló por su ausencia y se especula que durante esta semana atenderá al grupo, ya que las excusas no tienen cabida y corre el riesgo que los damnificados en esta situción tomen medidas mucho mas extremas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario